Libertad para los rehenes en Afganistan

Os trascribo un correo electrónico que me ha enviado AVAAZ

23 trabajadores humanitarios surcoreanos, en su mayoría mujeres, han sido secuestrados por fuerzas del Talibán en Afganistán, quienes amenazan con matarlos ésta semana. No solo corren peligro los jóvenes, el incidente podría causar una evacuación masiva de las organizaciones humanitarias de un país en el que son absolutamente vitales.

La situación es muy delicada, pero no hemos perdido la esperanza. El Talibán esta gobernado por un estricto código llamado el Pashtunwali -El modo de los Pashtunes. Dicho código decreta “hospitalidad para todos, especialmente visitas y extranjeros.” Varias fuentes hablan de desacuerdo entre los líderes del Talibán con respecto a los secuestros, ya que estos violan su propio código de honor.

Si la pública mundial se moviliza para recordarle a los líderes del Taliban que honoren su propio código, obtendremos cobertura en los medios de comunicación locales y regionales-ejerciendo presión para que liberen a los rehenes. Tenemos 24 horas más para movilizarnos. No podemos perder ni un minuto. Firma la petición y corre la voz entre todos tus conocidos:

http://www.avaaz.org/es/honour_the_afghan_code

El código Pashtunwali es muy respetado en Afganistán. En 2003, Bettina Goislard fue ejecutada por el Talibán mientras trabajaba con el Alto Comisionado para los Refugiados de la ONU en el pueblo de Ghazni, cerca de donde fueron secuestrados los surcoreanos. Indignados por el cruel asesinato, habitantes del pueblo persiguieron a los asesinos y los entregaron a la policía. Después organizaron una procesión hasta Kabul para demostrar al mundo las condolencias de la mayoría de los afganos.

Recientemente, una gran movilización internacional logró liberar al periodista Alan Jonhston en Gaza, demostrando la fuerza de la opinión pública mundial. Por favor, ayúdanos a liberar a los 23 surcoreanos y a asegurar que millones de afganos sigan recibiendo ayuda humanitaria.

¡Gracias!

Ricken, Iain, Graziela, Tom, Paul y el resto del equipo de Avaaz.


Technorati :

Deja un comentario