Qué ternura

Me lo acaban de enviar por correo.




Se trata de un espectáculo de Raymond Crowe. Cómico, ventriloquo y mago, que además realiza shows con sombras tan tiernos como el que acabais de ver.